Unai Emery examina el 4-4-2 de Ancelotti

Madrid y Sevilla se enfrentan en un duelo que quedó aplazado hace ya varias semanas como consecuencia de la disputa por parte blanca del Mundial de Clubs. El conjunto merengue viene de golear a la Real Sociedad, en la que además recuperó viejas sensaciones de brillantez con la pelota. Además, de ganar, se distanciaría aún más del Barça y Atleti, antes de partido que disputará frente a este último conjunto. El Sevilla por su parte llega tras ‘vengarse’ del Espanyol, quien lo apeó de la Copa del Rey. Los hombres de Unai ganaron con solvencia y aseguraron la cuarta plaza tras el pinchazo del Valencia en su visita a la Rosaleda. El Madrid volverá a jugar con un 4-4-2 defensivo, que también será el dibujo en ataque, aunque con mucha libertad para todos los hombres de arriba, quienes estarán respaldados por Illarra y Kroos. El Sevilla podría formar con un 4-4-2 o 4-4-1-1, que le permitiría defender con las líneas juntas, pero salir rápidamente a la contra en caso de recuperar el esférico.

Illarra da equilibrio y alas a James e Isco

Isco y James brillaron frente a la Real Sociedad jugando muy libres y muy arriba

Ancelotti cubrió la baja de Ronaldo ante la Real Sociedad introduciendo a Illarramendi en el once. Esto provocó una serie de movimientos que dibujaron un 4-4-2 en ataque. El de Mutriku se colocó al lado de Kroos, e Isco y James hicieron lo propio como volantes en izquierda y derecha respectivamente. Bale cambió la banda derecha por la delantera, formando pareja con Benzema. De esta forma, con la entrada de Illarra, tres jugadores se vieron beneficiados desde el aspecto posicional y táctico. Por un lado James e Isco tuvieron menos responsabilidad y recorrido defensivo, pues Kroos ya tenía un socio. Illarramendi formó al lado del alemán y entra ambos se repartieron el ancho del campo (Asier fue el jugador que más kilómetros cubrió en el partido). Por otro lado, la presencia de Illarra, liberó en ataque a Isco y James, quienes se movieron por todo el frente del ataque, teniendo además mucha importancia en zonas más adelantadas de las que acostumbran cuando el exrealista no es de la partida.

4-4-2 con bandas muy móviles

Sin Cristiano, Ancelotti volverá a dar libertad de movimientos a Bale como pareja de Benzema, pero también se la dará a Isco y James, teóricos interiores frente al Sevilla. Illarramendi (o Khedira) acompañarán a Kroos en el doble pivote, quienes serán los encargados de equilibrar a los cuatro tenores ofensivos que pondrá Carletto sobre el verde del Bernabéu. Aunque James arrastra molestias podría volver a repetir la actuación del pasado sábado, donde dio una exhibición de movimientos entre líneas, al igual que hizo Isco, el otro interior. Tanto el malagueño como el colombiano se vieron beneficiados de la presencia de Illarramendi, quien les liberó y les hizo aportar unos metros más adelante, donde su calidad individual les hace más peligrosos y determinantes. James marcó un gol y pisó el área con mucha frecuencia. Isco por su parte mostró su creatividad habitual en las inmediaciones del área, siendo clave en la victoria blanca, además de la recuperación de las buenas sensaciones en cuanto a juego.

(Mapa de calor de Isco frente la Real Sociedad)

Trivote o Jesé para dar descanso a James

James y Marcelo están apercibidos, pero Ancelotti podría mantenerlos a ambos en el once

El colombiano arrastra molestias y será duda ante el Sevilla. Sin Modric ni Ronaldo, Ancelotti tiene dos opciones para darle descanso, a la misma vez que aminora el riesgo de que vea una tarjeta amarilla y se pierda el derbi del próximo fin de semana frente al Atleti por acumulación. La solución más ofensiva pasa por ubicar a Jesé como volante derecho, en la misma posición en la que James jugó frente a la Real Sociedad. Aunque son jugadores de características distintas, el canario se adaptaría sin problemas a esa banda, tanto en ataque como en defensa (en el 4-4-2 requiere más repliegue defensivo). Isco seguiría en la izquierda con Bale y Benzema arriba.

La opción más defensiva pasa por ubicar a Arbeloa como lateral y Carvajal de volante, por lo que se mantendría el 4-4-2 y no cambiaría el resto de posiciones con respecto a la posible entrada de Jesé. Una opción más consistiría en meter a Khedira en esa misma posición, o hacerlo  de interior dentro del 4-3-3, con Kroos de pivote, Illarra como interior izquierdo e Isco de extremo derecho. Bale sería el extremo por el otro costado y Benzema el ‘9’.

Sin Ronaldo, Gareth Bale

Bale ocupará la delantera junto con Benzema

La baja de Cristiano puede volver a ser cubierta por Illarramendi, aunque solo en el campo. Sin el portugués, Bale deberá echarse el equipo a la espalda, ser un partillo pilón, tirar del carro y ser el líder. Ante la Real Sociedad el galés ya cuajó un buen encuentro, pese a no ver portería. Disparó mucho más que de costumbre y se mostró participativo en las inmediaciones del área, permutando con Benzema y asociándose con el galo. El francés será otro de los ‘sustitutos’ de Ronaldo, y tal y como hizo frente a la Real Sociedad deberá volver a afinar puntería y ser el hombre gol del equipo en ausencia de su pichichi.

(Mapa de calor de Bale frente la Real Sociedad)

Un Sevilla intenso, atrás y contragolpeador

El Sevilla defenderá con las líneas muy juntas, buscando las contras tras robo

Los hombres de Unai Emery llegan al Bernabéu con mucho que ganar y poco que perder. La derrota del Valencia en Málaga permite al Sevilla permanecer en la cuarta plaza, pese a tener un partido menos. Los andaluces intentarán sacar algo positivo en forma de puntos para aumentar la ventaja con respecto al conjunto che en la lucha por entrar en Champions. El cuadro sevillano formará con un once, a priori, defensivo con las líneas muy juntas y en bloque bajo. Muchos hombres cerca del área que defenderá Beto, con ayudas constantes para tratar de recuperar y salir rápido a la contra, donde Bacca será quien el corredor o el primer apoyo para descargar y que el lanzador lance a las bandas. Por ellas correrá alguno de los galgos que tiene Unai en su plantilla. Vitolo, Deulofeu o Aleix Vidal podrían ocupar uno de los extremos, quedando el otro para Denis o uno de los sobrantes del trío anterior.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s